Tratamiento de úlcera

Los factores de crecimiento epidérmico venían siendo obtenidos por bioingeniería genética y utilizados en la cicatrización de quemaduras, aplicaciones post-peeling o incorporados a los cosméticos. Más tarde, su aplicación en odontología y en la cirugía de los implantes hizo desarrollar un método de obtención a partir de la propia sangre del paciente, para la regeneración de todo tipo de tejidos blandos, como puede ser la epidermis.

Las ulceraciones de las extremidades inferiores son una complicación común en un amplio abanico de patologías y tienen un impacto negativo en la calidad de vida de los pacientes afectados. Teniendo en cuenta que las lesiones son persistentes por la reducida o nula capacidad de cicatrización y regeneración tisular por parte del paciente.

La administración progresiva de PRGF (Plasma Rico en Factores de Crecimiento)como regulador del proceso biológico de cicatrización y regeneración de los tejidos representa una nueva aproximación terapéutica al tratamiento de estas lesiones crónicas.

Comparte esta páginaShare on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin